¡AYUNTAMIENTO PACEÑO ASFIXIA A RESTAURANTES!

  • Un doble discurso por parte de las autoridades municipales, mano dura contra restaurantes, permisos y concesiones otorgadas a unos cuantos, son algunos de los muchos problemas que tienen que enfrentan día con día los empresarios gastronómicos.

Redacción

 

A  través de un comunicado emitido por la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados, expresaron una postura ante las nuevas restricciones decretadas por el Ayuntamiento de La Paz.

El organismo camaral reveló además en su comunicado, que la autoridad municipal utiliza operativos y una mano dura contra de los restaurantes, y que esa no es la solución para disminuir el número de contagios o casos activos por Covid-19.

La Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados enlistó las restricciones oficiales y expuso el motivo por el cual no son las mejores determinaciones, primero porque el 80 por ciento de las bebidas alcohol que se consume en la ciudad de La Paz es proporcionado por la venta en expendios, supermercados, ultramarinos y tiendas de conveniencia y no por negocios gastronómicos.

La sociedad se prepara ante los horarios de venta permitidos comprando productos con antelación para consumirlos en sus casas y reuniones; y en estos ámbitos no se cuida la sana distancia, aforo por mesas ni uso de cubrebocas”, expusieron en su manifiesto.

Hemos sobrevivido sin ningún apoyo. Nuestros bienes y ahorros se vieron gravemente afectadas para hacer  frente a los gastos”, puntualizó la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados en su circular.

De acuerdo a datos de oficiales recabados por el organismo, el 90 por ciento de los restaurantes en la capital del estado son familiares; es decir, son un patrimonio, tradición y herencia.

Cabe destacar que no es la primera ocasión que el Ayuntamiento de La Paz, así como las autoridades que implementan las estrategias sanitarias para combatir el Covid están cuestionadas.

Esto se debe a un doble discurso en el que existe mano dura en contra de los establecimientos formales y una tolerancia con algunas otras actividades como por ejemplo tres antros clandestinos que operan de forma ilegal en la ciudad así como la venta de alcohol a domicilio”, finalizaron diciendo.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •